¡Instala el Widget de Concursos para ver los concursos directamente desde tu web o blog!

Entrevista a Alejandro Bermejo Jiménez, autor de «Las crónicas de Ediron. Volumen 1»

Hola, Alejandro, ¿cómo estás? Te damos la bienvenida a Tregolam y te felicitamos por la publicación de tu primera novela titulada Las crónicas de Ediron. Volumen 1 (editorial Tregolam). En tu libro nos hablas de Remir, un humano que intenta sobrevivir como cazarecompensas y que pronto se topa con una realidad que desconocía en Ediron: la magia que había dejado de existir parece que resurge de entre las sombras y en cuyo destino él tendrá mucho que ver.

¡Hola! Encantado de poder presentar mi primera novela junto a vosotros.

Como decíamos, el contexto de tu novela es el continente de Ediron, un lugar en el que la magia ya no existe y en donde las diferentes criaturas rompieron su pacto de unión y se refugiaron por razas, dejando que los humanos gobernaran prácticamente todo el territorio. Cuéntanos más acerca de esta mitología, ¿cómo comienza todo en tu cabeza? ¿Qué aspectos destacarías de este universo tan creativo que has escrito?

La verdad es que siempre he sentido que tenía una historia que contar dentro de mí, que ni yo mismo conocía. No ha sido sino a través de los años que he ido sacando poco a poco esa esencia escondida, dando el fruto del cual estamos hoy hablando. Como anécdota, en mi cabeza empezó de la misma forma en que Las Crónicas de Ediron comienza: con Remir y Sideris compartiendo momentos únicos. Es a partir de ahí que reconozco el valor de su unión y lo que pueden aportar y decido plasmarlo, construyendo un universo lleno de diferentes piezas que encajan entre ellas.

Destacaría que, aunque es una novela de fantasía, sus personajes son tan normales como tú y yo. Sufren y ríen como cualquiera de nosotros lo puede hacer, y todos lo hacen de una manera única. Las situaciones que vivirán nos enseñarán su verdadero ser interno, como nos pasa a muchos en ciertos momentos de nuestra vida.

En tu libro no todo es lo que parece y existen muchos giros argumentativos sorprendentes a lo largo de la narración. ¿Conocías desde el principio el final de tu historia? ¿Crees que es aconsejable tener un esquema de toda la trama a la hora de ponerte a escribir? ¿En qué consistía tu rutina de escritor?

Me considero una persona ordenada, metódica y pulcra. Esta metodología la aplico tanto en mi vida personal como en mi trabajo, ¡por lo que en mis momentos de escritura no iba a ser distinto! Aunque tenía una idea clara de en qué iba a consistir el libro, me creé varios esquemas de posibles sucesos, ideas que tenía en la cabeza, personajes… Los fui encajando, creando un pequeño guion con el cual pude ver aquello que tenía sentido y lo que no. Si bien es cierto, aun con el guion en mente, cuando me ponía a escribir a veces notaba como la historia se creaba sola, y aquello que tenía apuntado para incorporar quedaba ensombrecido con lo que se había desarrollado.

Mi rutina, siguiendo lo comentado anteriormente, también era metódica. Cada día intentaba dedicarle algo al libro, ya fuera escribiendo o releyendo lo que tenía hasta el momento. Si bien puede parecer como algo bueno, ¡a veces ser tan sistemático podía ser frustrante! Descubrí que forzar mucho puede traer muy malos resultados; a veces es mejor darle tiempo a que la historia se asiente por ella misma y retomarla en unos días. ¡La perspectiva puede cambiar mucho!

Y respondiendo a tu primera pregunta: si, tenía unos claros matices de cómo acabaría este primer volumen. Los elementos más específicos fueron cogiendo forma a medida que la historia se iba desarrollando, pero la idea general se ha mantenido.

¿Qué más puedes contarnos acerca de tu protagonista? ¿Y de Sideris, el lobo que siempre lo acompaña?

Remir es un personaje que me ha acompañado durante muchos momentos de mi vida. Junto a él gané mi primer concurso literario, y desde entonces lo he mantenido conmigo para cualquier escritura que pudiera crear. He puesto mucho de mi en él y, si bien tenemos una trayectoria larga, a veces puede ser difícil escribirlo. Ha evolucionado y crecido junto a mí, lo he puesto a merced de muchas situaciones, y a veces me sorprende a mí mismo el cómo reacciona.

Con Sideris quería reflejar ese nivel de amistad y de conexión que puede haber entre dos seres vivos. Una conexión que puede ser no verbal (como es en su caso), pero que no influye negativamente en comprenderse mutuamente. Remir y Sideris son personajes que han sufrido mucho, y aunque puede parecer que el dolor los ha unido, en realidad ha sido el simple hecho de estar el uno para el otro cuando más lo necesitaban. Una amistad forjada de esta forma crea algo especial.

Por otro lado, también conoceremos a Elira, una elfa que ha de heredar el trono de su clan al que ella se resiste a ascender. ¿Qué papel juega ella en la novela? Relacionado con esto, algo que nos ha gustado mucho son las referencias hacia la madre tierra que realizas. ¿Por qué quisiste reflejar la conexión tan íntima entre la raza élfica y la naturaleza?

Elira ha sido una delicia el poder crearla. Como bien dices, la presento en un dilema: debe prepararse para aceptar su destino como cabeza de clan, pero todo en su interior rechaza esa idea. ¿Cómo puede afrontarse a un destino inevitable?

Ciertos acontecimientos la sitúan persiguiendo algo que siempre ha querido. Aun así, pronto descubre que quizá todo aquello con lo que había soñado no era exactamente de la manera en que se lo había imaginado.

La naturaleza es algo maravilloso que tenemos en nuestro mundo. A veces creo que, rodeados de ciudades de cemento, nos olvidamos lo que hay fuera de ella. Junto a Elira quería expresar esa conexión que incluso nosotros tenemos, y que muchos han dedicado su vida a explorar. Escribir la conexión de los elfos del bosque con la Madre Naturaleza ha sido mi granito de arena en mostrar la belleza que hay en la misma vida.

Ya hemos hablado de los protagonistas principales de Las crónicas de Ediron. Volumen 1, pero ¿qué hay acerca de sus antagonistas como los dragones y el misterioso personaje al que el narrador se refiere como Él? ¿Qué aportan en la trama?

“Él” es esa figura escondida en las sombras. Es ese antagonista del que no conocemos nada, y del que nadie conoce de su existencia. ¿Qué objetivos se esconden tras los acontecimientos que se han ido poniendo en marcha durante este primer volumen? Lo iremos descubriendo junto a los demás protagonistas.

Las Tres Hermanas son otro elemento clave en el desarrollo de la historia. Y es que estas tienen un gran poder decisivo en el destino de Ediron, pero poco se sabe de ellas… Sin destripar nada a los futuros lectores, ¿qué puedes desvelarnos acerca de estos tres personajes?

Las Tres Hermanas simbolizan una unión muy poderosa. Son capaces de dejar de lado cualquier rivalidad o diferencia, y unir elementos que de otra manera no llegarían a un buen puerto. Además, potencian los mejores aspectos de cada uno. ¿Quién no querría tenerlas cerca? Esperemos que las compañías que mantengan tengan buenas intenciones.

En el título de esta primera novela das a entender que la seguirán más libros. ¿Puedes adelantarnos algo con respecto a las secuelas?

La historia de Ediron y las aventuras de nuestros protagonistas se quedaban grandes para un único volumen. Tienen mucho que explorar, aprender y descubrir. Y no sólo ellos, sino también nosotros. Veremos nuevos lugares y conoceremos nuevos personajes, destapando más intrigas que “Él” ha ido tejiendo. ¿Llegaremos a conocerlo, así como sus intenciones?

Como decíamos, esta es tu primera incursión en el mundo de la publicación. ¿Cómo te sientes ante esta nueva experiencia? ¿Qué opinión te merece el mundo de la coedición? ¿Quiénes fueron tus primeros lectores?

No puedo empezar a describir el sentimiento que tuve cuando conocí que mi novela se iba a publicar. Aún recuerdo con gran exactitud ese momento, y espero mantenerlo vivo durante mucho tiempo. Incluso todavía, cuando tengo en mis manos el libro, me cuesta creerlo. Es una sensación algo extraña, pero que atesoro; al fin y al cabo, es un sueño, que, con vuestra ayuda dentro de la coedición, he hecho realidad.

Mis padres y mi hermano han sido los primeros en tener la novela en sus manos. Han sido siempre un apoyo incondicional en cada paso que he dado en mi vida, y para ellos debía reservarse ese momento. Pronto le han seguido mi círculo cercano de amigos y mi pareja.

¿Por qué elegiste el género de la fantasía para escribir tu primer libro? ¿Qué elementos destacarías de este por encima de los demás géneros literarios? ¿Crees que los lectores siguen anclados en el pensamiento de que la fantasía son solo las sagas de El Señor de los Anillos y de Harry Potter?

Recuerdo el primer libro que leí. Recuerdo como mi padre me compró el libro Harry Potter y el cáliz de fuego, en un Carrefour mientras hacíamos la compra de la semana. Yo, como adolescente en potencia, le puse mala cara, pero mi padre insistió. Y no podría cansarme de dar las gracias, pues me abrió una puerta a algo maravilloso. La literatura fantástica fue mi inicio, y le tengo un cariño muy especial. Conforme fui creciendo abrí mi mente a otros géneros literarios, e incluso hoy en día voy alternando según acabo un libro.

Creo que el género fantástico tiene un punto muy importante: el límite está en la imaginación de uno mismo. Así como otros géneros pueden limitarte un poco más, en este eres libre de crear lo que quieras. Y esa libertad es un arma muy poderosa. Las sagas que mencionas sin duda son pruebas de ello; su éxito es inconmensurable. Pero no creo que los lectores sigan asociando la fantasía con sólo esas dos sagas; existen muchas otras. Sin ir más lejos, Juego de Tronos nos ha traído dragones a nuestra casa. Existen también las diversas trilogías en el mundo de la Dragonlance, entre muchas otras sagas existentes dentro del género fantástico.

¿Consideras que el encierro que hemos vivido ha fomentado, de alguna manera, el surgimiento de nuevos lectores y escritores? ¿Por qué?

Desde luego, lo que hemos vivido ha cambiado sobremanera nuestros hábitos de vida. Las personas han buscado nuevos hobbies o maneras de entretenerse sin poder salir de casa, y la lectura ha sido un punto que creo ha salido favorecido. El lector ya no sólo podía dedicarle más tiempo, si no que daba la posibilidad de hacer algo que teníamos prohibido: visitar otros lugares. Esto crea una afición muy sana para la mente, y fomenta un arte precioso.

Goblins, elfos, humanos, magos, enanos…, todos parecen no entenderse, pero finalmente deberán unir sus fuerzas para hacer frente a una amenaza superior. Tu novela también es un reflejo constante de la propia naturaleza humana y del mundo en el que vivimos: la constante lucha por el poder, las guerras, etnias minoritarias bajo el yugo de los más fuertes, individuos dispuestos a cambiar el statu quo… ¿qué otros mensajes se esconden en Las crónicas de Ediron. Volumen 1?

Como bien explicas, cada raza ha interpuesto sus propias prioridades sin tener en cuenta las demás, creando conflictos que empequeñecen a la verdadera amenaza que tienen encima. Y ya no sólo una raza contra otra, sino dentro de una misma puede haber diferencia de intereses que pueden acarrear desastrosos finales, como hemos podido ver en la novela.

Pero donde hay oscuridad, hay luz. Y eso también hay que mostrarlo. Pues tanto en una novela como en la vida misma, hacer algo positivo tiene recompensas grandiosas que hemos de atesorar. Me gustaría que cada lector pudiera ver algo de su misma lucha en los personajes y ayudarles en, al menos, sentir una compañía que camina por el mismo sendero. De esta manera el camino se hace menos difícil.

Antes de despedirnos, ¿qué le dirías a los lectores para que compren tu libro?

Ante todo, que lo disfruten. En la obra he puesto mucho de mí, mis experiencias y sentimientos, por lo que podrán tener en sus manos un pedacito de mi persona. Todo lo expuesto sale de un lugar visitado o de una experiencia vivida, que, juntándolo con la magia de la fantasía, crea esta novela. Pienso que la lectura ha de ser un placer que nos ayude en ese difícil día o simplemente en la necesidad de escapar mentalmente, por lo que animo a que cojan Las Crónicas de Ediron como ese amigo que está ahí cuando lo necesitan, que, gracias a una amena lectura, hacen que los problemas dejen de ser tan problemáticos.

Muchas gracias por atendernos, Alejandro. ¿Cuándo tendremos la oportunidad de volver a leerte?

¡Espero que pronto! Por el momento se están recogiendo los ingredientes para cocinar un próximo volumen… Pero hasta que la receta esté lista, animo al público a leer Las Crónicas de Ediron y que compartan sus experiencias, así como sus propias ideas en lo que puede venir.


  • Nombre: Alejandro Bermejo
  • Género: novela
  • Biografía: (Barcelona, 1990), ingeniero, amante por igual del mundo imaginario (ciencia ficción, fantasía…) y del mundo real, une sus experiencias vividas en ambos lugares. De entre sus viajes a diferentes regiones y culturas, mezcla sus propias visiones con la magia de la imaginación y pone un poco de sí mismo en cada uno de los personajes. De esta manera, nace así su primera novela: Las crónicas de Ediron – Volumen I.
  • Redes sociales: Instagram
  • Obra: Las crónicas de Ediron – Volumen I

Disponible en: Amazon, Agapea, Casa del libro, Fnac, Kobo, Todostuslibros, Readontime

Compartir

Tregolam
Sobre
Tregolam

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies