¡Instala el Widget de Concursos para ver los concursos directamente desde tu web o blog!

Reseña ‘Las tres creaciones insólitas de Klant Woss’, de David Wern

A muchos no les sonará aún el nombre de David Wern, puesto que se trata de un autor novel que ha publicado recientemente su primera novela: Las tres creaciones insólitas de Klant Woss. Sin embargo, una vez den con él y se sumerjan en las páginas de su ópera prima, ya nada podrá hacer que le olviden. Influenciado por algunos de los autores clásicos más inolvidables, David Wern nos presenta una historia deliciosa en la cual podemos recrearnos con cada escena, con cada capítulo. Como si fuéramos a degustar nuestra comida favorita, dilatamos el momento para percibir un nuevo matiz bocado tras bocado, de manera que nuestros sentidos se expanden y descubren texturas nuevas. Pero no adelantemos acontecimientos aún. ¿Qué tiene esta novela de particular?

Nos situamos en 1848, tras la Revolución Industrial. El asombroso e inigualable científico Klant Woss llega a la ciudad de Ox, terreno californiano, con la esperanza de que sus inventos completen el progreso que aún queda por alcanzar allí. Los habitantes de Ox son bondadosos, hospitalarios y no conocen la maldad, por lo que Woss pronto cuenta con el apoyo del pueblo para mostrar su creación. Todos se preparan para el gran día, ese en el que sus vidas van a dar un salto cualitativo. Sin embargo, el evento no se desarrolla según lo previsto…

Desde el inicio, David Wern nos engancha a esta historia gracias a su portentosa narrativa, con un lenguaje cercano al de autores como Julio Verne: pausado, vistoso, cuidado. Aunque esta no es la única reminiscencia que vendrá hasta nosotros, puesto que Las tres creaciones insólitas de Klant Woss posee la sobriedad y la elegancia de las míticas obras sobre Sherlock Holmes de Arthur Conan Doyle. El protagonista desarrollado por David Wern mantiene el carisma del detective, es diferente a cualquier otro de su profesión y particularmente brillante. Así, con un personaje central único y un giro de la historia sorprendente, el suspense se apodera de nosotros para poner rumbo al siguiente capítulo e intentar descubrir qué ha ocurrido. Conocemos la ciudad de Ox; después, al protagonista; y luego ya no hay nada que no queramos conocer, quedamos atrapados en una espiral de intriga y misterio.

Arrastrado por la grandeza en vez de por la prudencia, Klant Woss cae y recibe una importante lección en la que se enfrentan profesional y persona, el lado científico y el humano. Su amplio recorrido del mundo y su elevado progreso irrumpe y choca con la humilde Ox, produciéndose un profundo contraste entre una ciudad pura y la influencia de las invenciones. De esta forma, vemos cómo la naturaleza se corrompe y nos preguntamos hasta qué punto los avances mejoran la vida. ¿Todos son necesarios o lógicos? ¿Realmente tenemos ciertas necesidades o estas son creadas, fabricadas de forma ilusoria? El error de Klant Woss es el error de nuestros días.

David Wern se sale de los límites, los explota y va un paso más allá presentando acontecimientos extraordinarios que exceden a la época. Igual que Klant Woss intenta llevar el futuro a 1848, David Wern rescata la literatura del pasado para hacernos recordar los grandes relatos de aventuras en los que lo importante era el puro disfrute de la literatura, no solo de una historia con gancho. Escribir un libro debería ser un placer y el proceso artístico debería recordarse como algo satisfactorio que llena el alma, no como un lastre que uno está deseando quitarse de encima. Las palabras deben convertirse en una extensión del propio cuerpo, brotar y expandirse hasta tocar al lector. Porque la literatura de verdad, en grande, es sincera y brota del corazón. Un buen autor es aquel que consigue que el lector disfrute tanto como él lo ha hecho en el momento de la creación. David Wern logra esto y nos recuerda que hay muchos mundos aún por explorar.

Con la cantidad de libros que se publican actualmente, volver a la narrativa y al estilo de los autores clásicos es, sin duda alguna, una apuesta valiente, puesto que, con las novelas, sucede algo parecido a las películas y las series: “se llevan” los ritmos frenéticos. Por ello, con más razón si cabe, Las tres creaciones insólitas de Klant Woss se erige como un valor en alza en nuestros días. Resulta imposible no recibir la influencia de aquellos escritores que nos han hecho soñar y que nos han transportado hasta universos insólitos. En la novela de David Wern, hay guiños y, como decimos, reminiscencias de obras clásicas, pero nadie dirá que esta historia es una copia de otra, sino que lleva el sello Wern: una marca nacida del aprendizaje y la admiración que promete aventuras emocionantes con las que poder volar.


  • Nombre: David Wern.
  • Género: narrativa histórica, ciencia ficción, aventuras.
  • Bio: David Wern (Madrid, 1978) es licenciado en Literatura y un gran aficionado a los autores de ciencia ficción: Jules Verne, Pierre Boulle, H. G. Wells… Su prosa persigue siempre la excelencia y el lenguaje vistoso y cuidado con que se escribieron las grandes obras de estos autores.
  • Blog del autor: http://davidwern.blogspot.com.es/?m=1

Libro: Las tres creaciones insólitas de Klant Woss

Compartir

Tregolam
Sobre
Tregolam

Agregador de #Concursos Literarios y Becas, #ServiciosEditoriales, #Noticias, #Entrevistas, #Literatura

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies